CHIHUAHUA.- En la primera fase del Operativo Conjunto Chihuahua (OCCH), entre 2008 y 2010, durante el periodo presidencial del panista Felipe Calderón, las fuerzas armadas, con el conocimiento de sus más altos mandos, cometieron graves abusos contra la población civil que pueden considerarse crímenes de lesa humanidad.
Por eso, organizaciones civiles presentaron ayer un informe ante la Fiscalía de la Corte Penal Internacional (CPI) a fin de que se indaguen a escala internacional estas atrocidades.
En estos casi dos años, los militares (desplegados en Chihuahua en el contexto de la llamada guerra contra el narcotráfico iniciada por Calderón) cometieron de forma sistemática crímenes graves, en particular, torturas, privaciones graves de la libertad física, desapariciones forzadas, asesinatos, violación y violencia sexual, que podrían constituir crímenes de lesa humanidad competencia de la CPI debido a su carácter sistemático y por realizarse a través de patrones regulares de actuación, lo que constata su carácter organizado, plantearon las agrupaciones demandantes.
http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2018/06/12/denuncian-atrocidades-militares-en-chihuahua-1216.html

Compartir